Mis 20.000 leguas.

 La Trilogía el Misterio de Nemo ha terminado.
Al menos en lo que a mi mesa se refiere.
Los sucesos se acontecen tan rápidos que apenas he tenido tiempo de reflexionar sobre ello. Uno piensa que cuando acabe hará una gran fiesta, una cena en plan "marinos",y disfrutará del trabajo terminado, con lo bueno y con lo malo... pero la verdad es que creo que solo me tome unos días libres para jugar al Mass Effect 3 y después vuelta a la mesa, a echar las mismas o mas horas y enfrentarme a los mismos o mas retos.
 Creo que eso es malo, si mecanizas tanto este trabajo, acaba por convertirse en una sucesión de fechas de entrega... así que me he forzado a hacer un pequeño recordatorio de esta tercera y ultima entrega.

Sin duda ha sido el álbum mas difícil que he hecho.
 Por un lado tuve que empezarlo al tiempo que trabajaba en el Tomo 2 de Dos Espadas, dividiendo la mente en dos proyectos que no pueden ser mas antagónicos. Llegue hasta la pagina 8 o 9 antes de reconocer que soy incapaz de hacer esto, hay quien si (como el maldito Munuera) y yo les admiro y envidio (mas lo segundo que lo primero), pero yo solo puedo tener en la cabeza una historia o la esquizofrenia empieza a mostrar sus síntomas.

Una vez termine Dos Espadas, y de nuevo, casi sin reflexionar, sumergido con el viento de la "fecha de entrega" muy en contra, para llegar a un arrecife de paginas sobrecargadas de información, miles de viñetas, varios personajes a la vez, escenarios ambiciosos y cambios constantes de ambientación... como diría un autentico capitán de barco en estas circunstancias: "Las vamos a pasar putas".

A toro pasado no lo veo tan duro. He investigado un montón de composiciones nuevas, he aprendido a aprovechar mucho mas el espacio de la pagina, a manejar a varios personajes en escena sin sacrificar "acting", a cambiar de escena sin viñetas de nexo... pero claro a toro pasado... todo el mundo es Manolete, incluso yo.





 Pero no todo ha sido tempestad, también  ha habido viento a favor.
Mathieu Gabella me lo había prometido, "tengo una gran final en mente Kenny", y así fue.
En los tomos anteriores eche de menos explotar mas la tecnología de Nemo y las escenas de acción, pero la traca final esta bien cargada de las dos cosas.
He tenido que desarrollar una narrativa de acción distinta a la que uso en mis propios guiones, y es que Mathieu no da descanso, aunque se este derrumbando el mundo, él sigue añadiendo sucesos, diálogos importantes, e información relevante. En algún momento ha habido que exprimir la pagina, pero estoy muy contento con haber conseguido cambiar el chip de las transiciones "segundo a segundo" de Dos Espadas a las "Momento a momento" o "escena a escena" de Nemo... citando al Maestro Mcloud.


 Ademas en este tomo ha habido "Capitán Nemo".
Si bien en los anteriores ya aparecía, en el final lo he podido disfrutar al máximo.
Nemo es para mi el Paradigma del villano protagonista, precursor de Darth Vader, del Dr. Muerte, o de Thulsa Doom. Un adversario mas que un enemigo, al que puedes comprender e incluso empatizar , y llegado el momento, hasta preferir.
He disfrutado mucho con su expresión dura y a la vez nostálgica, sus diferentes vestuarios y su forma de combatir.


 Mi otro gran disfrute ha sido el Nautilus. El gran navío.
 Desde que me ofrecieron el proyecto ya planeaba como dibujarlo, y he tenido que esperar 3 años para poder hacerlo, pero aquí esta.
En un momento de agobio, en el que no sabia como enfocar la gran escena submarina Mazi me recordó de que va esto: "tío, es tu oportunidad de hacerte un Star Wars, no es el Octubre Rojo, es el primer Destructor Imperial." Desde ahí empece a pasármelo genial, incluso negocie con Mathieu para conseguir una pagina mas del submarino (esto en términos de cine es como ampliar 20 millones de € el presupuesto de la peli).
Dibujar naves es jodidisimo, sobre todo si sabes que hay especialistas en ello como Mazi o Francis Porcel, pero salvando las distancias he acabado contento con el resultado, y creo que he erradicado la fobia que les tenia, ¡Level up!


Por otro lado han estado los personajes principales, que siempre han sido el descanso humorístico, pero que en esta ultima parte llevan una importante carga dramática que me ha permitido practicar un "acting" mas complejo.
Ademas de algún inesperado retorno...
En definitiva ha sido una travesía dura, larga, y con un final angustioso, pero llena de superación, descubrimientos y en conclusión aventuras.
Espero que pronto se pueda leer en castellano,y podáis compartir vuestras opiniones para que esto deje de ser un soliloquio. Mientras tanto, zarpemos a nuevos horizontes. 

11 comentarios:

Verónica Álvarez Sánchez-Gómez dijo...

muy bonita e interesante tu reflexión. Estaremos pendientes para ver cuando sale en español! iré pensandoen el dibujo que te voy a pedir en cuanto lo pille... ^^

zalagath dijo...

*cierra la boca y se seca las babas con la manga*
...joder.....XDDDDD, los tomos tienen que ser MIOS!

alf dijo...

Excelente trabajo Craken

hernanjax dijo...

Excelente trabajo, me imagino las largas horas que debes haber invertido en dibujar las viñetas, pero al final el resultado es esplendido.

JDCanales dijo...

Chapeau, Monsieur Kenny!

ABonder dijo...

que ganas de tenerlo, leerlo y observarlo!!!!

David Park dijo...

Muy buen post Kenny, es inspirador.

Javi Recio dijo...

enhorabuena compaider

Fernusan dijo...

Subidón!

La edición en castellano va a ser la más esperada desde el Garaje Hermético, casi un parto de trillizos!!

Felicidades!!!!!!

Document Conversion Services dijo...

Thanks a lot with regards to setting up this internet site.

Posting Load and Truck dijo...

Again, awesome your posting!